Ley De Rendimientos Decrecientes

La ley de rendimientos decrecientes es un patrón que se basa en las ciencias económicas. Su principal función es mostrar la disminución de la producción de un servicio o producto a medida que se añaden factores productivos.

Ley de rendimientos decrecientes

Este es un patrón económico que se encarga de medir la disminución de la producción de un producto o servicio cuando se agregan nuevos factores que afectan la producción. De acuerdo a esta ley, incrementar un singular factor productivo altera el rendimiento de la producción de manera negativa. Es decir, que la producción disminuye a medida que se añade ese determinado factor.

Esta ley promulga que para que la producción sea constante, los factores que se involucran en la producción deben mantenerse constantes. Parte del principio de que la producción requiere mantenerse estable para ser exitosa por lo que alterar uno de los factores que la componen puede causar un efecto negativo.

Este concepto puede parecer extraño al principio, sin embargo se ha comprobado que si se varía uno solo de los factores de producción pero se deja los demás intactos, esto puede traer resultados negativos.

Es importante acotar que cuando se habla de una disminución en la producción esta no está relacionada con los niveles productivos previos a la adición del factor. Esta producción se compara con la producción que se esperaría al aumentar uno de estos factores.

Cómo funciona la ley de rendimientos decrecientes

Para explicar esto veamos unos ejemplos. Supongamos que tenemos una empresa que ensambla automóviles. Quizás podemos pensar que mientras más empleados tengamos trabajando más seremos capaces de producir. Sin embargo, es posible que este aumento en la cantidad de empleados de hecho disminuya la velocidad del proceso.

Esto puede suceder porque si añadimos más empleados al mismo espacio podríamos estar causando que su presencia más bien disturbe la capacidad de trabajar cómodamente. Esto a su vez causará que la producción se pueda ver afectada por la lentitud de un proceso que está siendo llevado a cabo por más empleados de los realmente requeridos.

Otro ejemplo podemos verlo en las empresas agrarias. Por ejemplo, supongamos que tenemos una plantación de zanahorias. Esta inicialmente se da en 2 hectáreas de tierra. Si añadimos 2 hectáreas más a nuestra producción puede que veamos un aumento en la producción; sin embargo, si sumamos 2 más, es posible que veamos una disminución del producto. Esto puede explicarse en este ejemplo porque la tierra mientras más cultivos tenga cercanos entre sí, menos efectiva será en mantener una producción constante y grande.

Descarga Modelo de Ley de Rendimientos Decrecientes Formato Excel

TAMBIEN TE PUEDEN INTERESAR

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba