Capital De Trabajo

El capital de trabajo se entiende como todos aquellos activos con los que cuenta una empresa para funcionar y producir. Es un cálculo elemental que nos indica si esta empresa es financieramente viable tanto a corto como a mediano y largo plazo.

Capital de trabajo

Este concepto se refiere de manera básica a los recursos financieros que una empresa necesita para mantenerse en funcionamiento. Usualmente este capital se conoce como activos corrientes que agrupa efectivo, inventarios, cartera e inversiones a corto plazo.

Tomando en cuenta que las operaciones de una empresa dependen en gran medida de los recursos con las que esta cuenta, este tipo de cálculos se hacen vitales. Es un cálculo de igual importancia tanto para empresas pequeñas como para grandes productoras.

Importancia del cálculo del capital de trabajo

Este tipo de cálculos son muy importantes para diferentes decisiones que se deben tomar para el funcionamiento de una empresa. Por ejemplo, cuando se quiere hacer una inversión, hacer este análisis nos permite saber si la empresa puede funcionar restando el costo dela inversión y hasta que las ganancias de esta comiencen a entrar.

Si se trata de una empresa que está estudiando hacer ventas a crédito, este cálculo nos permite saber si el capital es suficiente para permitir este tipo de negociaciones. Es decir, si la empresa puede seguir cancelando sus costos de producción sin contar con el ingreso directo de esos ingresos por ventas.

Tener este cálculo al día permite que la empresa sepa si es capaz de seguir en operaciones, incluso si se enfrenta a una escasez de recursos. Por esto es que realizar este cálculo puede ser la diferencia entre mantenerse en operaciones o no.

Capital de trabajo neto

Este concepto define los recursos financieros que la empresa necesita para cubrir todos sus compromisos a corto plazo. Se trata de un indicador que muestra las capacidades de la empresa para pagar sus compromisos.

Se calcula teniendo en cuenta los activos corrientes así como los pasivos corrientes. Este concepto nos muestra si la empresa tiene suficiente holgura como para mantenerse en operaciones de manera efectiva.

Para calcularlo se restan los Activos Corrientes de los Pasivos Corrientes, es decir, la fórmula sería de la siguiente manera:

CTN = AC – PC

Como activos corrientes se definen las inversiones financieras, el efectivo en caja, las cuentas por pagar y cobrar, materias primas, acciones, transacciones bancarias y otros gastos. Y como pasivos corrientes se definen aquellas obligaciones económicas que deben cancelarse en un determinado período de tiempo, generalmente un año.

Capital de trabajo propio

Como su nombre lo indica refleja los recursos propios de la empresa y estos dependerán de los patrimonios de los accionistas así como de los activos fijos de la empresa. Muestra el capital propio de una empresa y comprende los activos actuales así como los activos a corto plazo. Este tipo de cálculo no mostrará de manera específica todos los recursos con los que cuenta la empresa.

Este cálculo puede resultar un poco más complejo de calcular, sin embargo, la fórmula es la siguiente:

CTP = AC – PC – PLP

Como vemos se calcula restando los Activos Corrientes, los Pasivos Corrientes y los Pasivos a Largo Plazo. Este último concepto se refiere a aquellas deudas que la empresa debe liquidar el siguiente año financiero. Pueden ser impuestos por cobrar o duplicados a pagar.

Capital de trabajo y flujo de caja

Estos dos conceptos tienen mucha relación entre sí. El Flujo de Caja es el que refleja la cantidad de efectivo que la empresa genera y este a su vez se suma al capital de trabajo para incrementarlo. A mayor capacidad de una empresa para aumentar su generación de efectivo usando una menor inversión o el uso de menos activos más probabilidades hay de aumentar el capital de trabajo.

Si existe una generación de efectivo que sea efectiva, la empresa tendrá posibilidades de ser solvente y en consecuencia hacerse cargo de los compromisos actuales que tenga. En consecuencia, el flujo de caja debería ser suficiente para mantener intacto el capital de trabajo.

Otros cálculos

Además de hacer los cálculos vistos anteriormente también se pueden incluir otros que pueden resultar relevantes en un cálculo del capital de trabajo. Para hacer un análisis más profundo puedes incluir lo siguiente:

  • Ratio de liquidez: este se puede obtener dividiendo los activos corrientes entre los pasivos corrientes. El número resultante nos indicará cuántas veces mayor es el ingreso que los pasivos corrientes. El ratio ideal debe estar cerca de los 2 puntos, si se encuentra por debajo, se puede decir que la empresa está cerca de no ser solvente. Si por el contrario se encuentra por encima de los 2 puntos se dice que la dirección financiera es conservadora en relación al capital de trabajo.
  • Administración del capital de trabajo: una vez que tenemos los resultados de todos los cálculos, sobre todo si hemos obtenido el ratio de liquidez, esto nos ayudará a tomar decisiones de tipo financiero. 

Descarga Modelo de Cálculo de Capital de Trabajo Formato Excel

TAMBIEN TE PUEDEN INTERESAR

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba